Domingo, 10 Enero 2016 08:13

El colecho con niños con necesidades especiales es una cuestión de seguridad

Daibel tiene más de dos años y duerme con nosotros en la misma habitación. Hay quien no ve esto con buenos ojos, pero en nuestro caso es una cuestión de supervivencia mutua. Es una obligación por la seguridad de Daibel y un gran beneficio para mi espalda y mi escasa cantidad y calidad de sueño.

En la unidad de neonatos en la que estuvo ingresado Daibel, había charlas para padres en las que nos daban información sobre lactancia o la preparación del alta, por ejemplo. Yo asistí a un par de ellas. Una era sobre el vínculo afectivo, algo que a mí me preocupaba mucho porque desconocía si podía estar bien establecido, ya que nos separaron tras el nacimiento y me veía e la obligación de marcharme a dormir a casa cada noche dejándole a él ingresado. Recuerdo que cuando le comenté a una enfermera que iba a ir a la charla ella me dijo "¿La vas a dar tú? Esa charla a ti no te hace falta". Bueno, había una parte de razón en sus palabras. No me hacía ninguna falta, ni a mí, ni a los otros padres que asistieron, escuchar lo que allí se dijo. Nos encontramos con una psicóloga que no quería estar allí, que empezó la charla diciendo que ella no la veía necesaria, que ella trabajaba de otra manera. Esto último lo puedo entender, pero tratar el tema me parece de lo más necesario. Yo lo necesitaba, tenía dudas y no creo que fuera la única. Hizo una exposición teórica aceptable, pero cuando llegamos a los casos prácticos, nuestros casos, a mi modo de ver, patinó bastante. Varios padres planteamos nuestro deseo de conseguir el alta de nuestros hijos lo antes posible y aseguramos que lo primero que haríamos sería meternos padres e hijos en la cama y dormir juntos todo un fin de semana. La sensación de separación que se experimenta en casos así es tan fuerte, que lo único que quieres es recuperar el tiempo perdido. La psicóloga nos dijo que eso no era buena idea. Que eso de dormir con los hijos no es bueno para ellos. Que después no podríamos sacarles nunca de la habitación y que así no se establece un vínculo seguro. Estas frases lapidarias, provenientes una profesional de la salud, crearon confusión en algunos padres.

Yo no daba crédito. En primer lugar, ninguna persona externa a nuestra familia debería decirnos qué hacer en una cuestión de crianza tan íntima como esa. En segundo, me pareció alucinante que esta mujer hiciera oídos sordos a las recomendaciones de Organización Mundial de la Salud, UNICEF o la Asociación Española de Pediatría, instituciones que exponen las bondades del colecho seguro y lo recomiendan, como se puede leer aquí y aquíEn aquel momento yo ya conocía estas recomendadiones y lo planteé allí, pero no se me quería escuchar. A mí me dio mucha rabia por aquellos padres que se quedaron confusos, así que les busqué un artículo divulgativo sobre el tema y se lo di. 

¿Reflexionamos?

Vaya por delante que cada uno puede tomar la decisión que le parezca más adecuada. ¡Sólo faltaba! Que si decides no dormir con tu hijo, tienes tus razones y seguro que es lo mejor para tu familia, no tengo ninguna duda. El tema es que los que sí dormimos con ellos parece que tengamos que estar justificándolo constantemente. La red está llena de artículos sobre colecho muy bien fundamentados, así que no voy a entrar en este asunto. Yo sólo quiero dejar aquí unos temas  sobre los que reflexionar. Son asuntos que suelo plantear cuando alguien me cuestiona el colecho.

- Dormir alejados de los hijos es un invento occidental y 'adultocentrista'. En muchas otras culturas se duerme con los hijos en colecho o cohabitación. 

- Es curioso que exijamos a nuestros hijos que duerman solos cuando sus propios padres duerme juntos en la misma cama.

- Ningún adolescente quiere dormir con sus padres. ¿Es cierto eso de que si practicas colecho nunca vas a poder sacarle de tu cama?

Con estas cuestiones no quiero poner a nadie ni a favor ni en contra del colecho. Sólo quiero invitar a la reflexión y al respeto a las decisiones de quienes deciden practicarlo.

Colechamos por seguridad

He de decir que yo he tenido que defenderme poco respecto a este tema. Cuando tienes un hijo que requiere unos cuidados tan especiales como Daibel, la gente se atreve poco a opinar. Además, en nuestro caso, practicar colecho es algo de sentido común y no está relacionado, como en la mayoría de los casos, con la lactancia. Os cuento la paradoja...

Antes de que Daibel naciera, teníamos más o menos decidido que no dormiríamos en la misma cama porque no nos parecía seguro para él a causa de mis extrañas pautas de sueño. Me movía mucho, tenía episodios de sonambulismo y de terrores nocturnos. Eso desapareció antes de quedarme embarazada, pero, salvo que la lactancia nos llevase en otra dirección, Daibel dormiría en su cuna y en nuestro cuarto. Nació como nació y lo que más deseábamos tras el alta era meternos los tres en la cama. No lo hacíamos mucho, sólo por las mañanas, en fin de semana, cuando ya estás en el estado duerme-vela. No nos parecía seguro dormir con él toda la noche por el tema de los cabeles. Daibel necesitaba oxigenoterapia, por lo que llevaba gafas nasales y pulsioxímetro. Nos daba miedo enredarnos con los cables. Eso sí, las siestas, conmigo en la cama. ¡Un gustazo!

3colecho

El primer año durmió en una minicuna y después pasó a una cuna más grande a la que le teníamos la barrera bajada para poder cogerle más fácilmente. Pero nuestros colchones no estaban a la misma altura. Seis meses después, nos fuimos un fin de semana al pueblo de mis padres. Para dormir, pusimos una cama de 90 al lado de la de matrimonio. Fue la mejor noche que pasamos en meses y decidí que algo teníamos que hacer en casa. Así que, entre el abuelo y el padre de Daibel, tunearon la antigua cuna su tía para convertirla en una de colecho. La subieron en altura, para que los colchones quedaran alineados y le quitaron una barrera lateral. Además, conseguimos un estupendo espacio de almacenaje debajo. Yo la pinté de blanco y tengo pendiente fabricar unos cajones para guardar su ropa de cama. Con esta cuna me resulta mucho más fácil y rápido atenderle.

2colecho

Dormir con Daibel nunca ha sido fácil. Los primeros meses de su vida debíamos poner el despertador estrictamente cada tres horas y darle de comer, aunque no lo pidiera, para mantener sus niveles de glucosa. Tardaba unos 45 minutos en tomarse el biberón. Hacia los 7 meses dejamos de tener que darle el biberón de madrugada, pero a los 9 le operaron de labio leporino y el dolor no le dejó descansar en todo el verano. Cuando dejó de sentir dolor empezaron los catarros. 11 largos meses de un catarro detrás de otro. Tampoco podía dormir porque le daban fuertes ataques de tos por la noche que nosotros teníamos que atender con celeridad porque se ahogaba con sus flemas. Se fueron los catarros y aparecieron los trastornos de sueño. Cuando Daibel está bien, puede dormir tres horas y con eso tiene suficiente. Por tanto, se despierta a las 3 o las 4 de la madrugada y no vuelve a dormirse hasta las 8. Hemos probado de todo, ya os contaré...

1colecho

En esta situación, colechar es obligatorio, o, como mínimo, cohabitar en el mismo dormitorio. No le puedo sacar de la habitación porque, si le da un ataque de tos, tengo que actuar lo más rápido posible. No os cuento si tiene una crisis epiléptica... ¿Cómo me voy a enterar de una crisis si está en otra habitación? Ni siquiera tengo la seguridad de enterarme estando juntos... Además, lleva oxígeno y se saca las gafas un montón de veces a lo largo de la noche, por lo que su máquina pita indicándonos que no satura bien. Si está en otra habitación, me arriesgo a no escuchar el pitido y a estar levantándome constantemente. Sí, aquí ya entra mi comodidad. Pero, más que comodidad, es supervivencia. La falta de descanso, dormir en posturas imposibles (a ratos en el sillón del salón), los sobresaltos por la tos o los pitidos de la máquina, han hecho que mi espalda  sufra mucho y, aunque de vez en cuando me paso por Relaxarium, la cuna de colecho me ayuda a no tener que cargar tanto con Daibel y así aminorar el dolor.

No entra en nuestros planes ni a corto, ni a medio, ni a largo plazo sacar a Daibel de la habitación. Así estamos bien.

Y tú, ¿practicas colecho? ¿Respetas a quien lo hace? ¿Qué harías en nuestra situación?

8 comentarios

  • Enlace al Comentario Aclkj21b Viernes, 09 Septiembre 2016 08:27 publicado por Aclkj21b

    Aclkj21b
    娛樂城 百家樂 百家樂 豐胸美胸 百家樂 大陸銀行付款 百家樂 星巴客咖啡椅 網紅 援交 外送茶 麻將 遊藝場 百家樂 益粒可 日本藤素 21點 麻將 娛樂城 美國莎娜琳 美國黑金 太妃堂 高雄鐳射槍 直播 YY 室內設計 網紅 鬥魚 瑞士飯店管理 鼻子過敏 招牌 支付寶 性感睡衣 月子中心 澎湖旅遊 按摩棒 保險套 澎湖旅遊 室內設計 逢甲日租 逢甲日租 麻將 家居擺件 支付寶 麻將 麻將遊戲 麻將 麻將大悶鍋 麻將規則 百家樂 台中住宿 九州娛樂城 麻將 線上麻將 九州娛樂城 九州娛樂城 麻將 video 遊藝場 百家樂 21點 娛樂城 百家樂 麻將 大樂透 淘寶網 內湖辦公室 內湖辦公室 娛樂城 遊藝場 遊藝場 裝飾擺件 家居擺件 台中住宿 蜜餞 百家樂 台中住宿 娛樂城 遊藝場 麻將 蜜餞 21點 大樂透 百家樂 百家樂玩法 支付寶 淘寶 支付寶儲值 支付寶 鐵藝花架 花架 酒架 紅酒架 情趣用品 大樂透 二胎房貸 按摩 a片 成人影片 情趣用品 洪爺 洪爺的家 按摩 線上a片 二胎 二胎房貸 信用貸款 六合彩 情趣用品 成人影片 免費a片 成人影片 news 成人影片 援交 外送茶 免費a片 免費a片 情色影片 大樂透開獎號碼 六合彩 六合彩開獎號碼 按摩 今彩539 成人影片 按摩 魚訊 百家樂 酒店上班 酒店小姐 魚訊 免費a片 友達旅行社 酒店小姐 色情小說 酒店小姐 援交 援交妹 色情影片 援交 外送茶 援交 外送茶 台北外約 免費a片 外送茶坊 台北外送茶 免費成人影片 台北外送茶莊 友達旅行社 成人網站 援交 茶訊 外送茶 半套 伴遊 全套 找小姐 全套 應召 外送茶 援交 外送茶 外約 叫小姐 全套服務 找茶 外送 援交 一夜情 援交 援交 博弈遊戲 bar水果盤遊戲 博弈遊戲

    Reportar
  • Enlace al Comentario dsgadfa Martes, 30 Agosto 2016 03:30 publicado por dsgadfa

    Gfrd5fgd. 娛樂城 百家樂 百家樂 豐胸美胸 百家樂 大陸銀行付款 百家樂 星巴客咖啡椅 網紅 援交 外送茶 麻將 遊藝場 百家樂 益粒可 日本藤素 21點 麻將 娛樂城 美國莎娜琳 美國黑金 太妃堂 高雄鐳射槍 直播 YY 室內設計 網紅 鬥魚 瑞士飯店管理 鼻子過敏 招牌 支付寶 性感睡衣 月子中心 澎湖旅遊 按摩棒 保險套 澎湖旅遊 室內設計 逢甲日租 逢甲日租 麻將 家居擺件 支付寶 麻將 麻將遊戲 麻將 麻將大悶鍋 麻將規則 百家樂 台中住宿 九州娛樂城 麻將 線上麻將 九州娛樂城 九州娛樂城 麻將 video 遊藝場 百家樂 21點 娛樂城 百家樂 麻將 大樂透 淘寶網 內湖辦公室 內湖辦公室 娛樂城 遊藝場 遊藝場 裝飾擺件 家居擺件 台中住宿 蜜餞 百家樂 台中住宿 娛樂城 遊藝場 麻將 蜜餞 21點 大樂透 百家樂 百家樂玩法 支付寶 淘寶 支付寶儲值 支付寶 鐵藝花架 花架 酒架 紅酒架 情趣用品 大樂透 二胎房貸 按摩 a片 成人影片 情趣用品 洪爺 洪爺的家 按摩 線上a片 二胎 二胎房貸 信用貸款 六合彩 情趣用品 成人影片 免費a片 成人影片 news 成人影片 援交 外送茶 免費a片 免費a片 情色影片 大樂透開獎號碼 六合彩 六合彩開獎號碼 按摩 今彩539 成人影片 按摩 魚訊 百家樂 酒店上班 酒店小姐 魚訊 免費a片 友達旅行社 酒店小姐 色情小說 酒店小姐 援交 援交妹 色情影片 援交 外送茶 援交 外送茶 台北外約 免費a片 外送茶坊 台北外送茶 免費成人影片 台北外送茶莊 友達旅行社 成人網站 援交 茶訊 外送茶 半套 伴遊 全套 找小姐 全套 應召 外送茶 援交 外送茶 外約 叫小姐 全套服務 找茶 外送 援交 一夜情 援交 援交 博弈遊戲 bar水果盤遊戲 博弈遊戲

    Reportar
  • Enlace al Comentario Bennett Lunes, 29 Febrero 2016 21:51 publicado por Bennett

    We have read so many articles about the blogger lovers but this bit of writing
    is actually a fastidious post, ensure that is stays up.

    Reportar
  • Enlace al Comentario Dewa Poker Miércoles, 24 Febrero 2016 06:47 publicado por Dewa Poker

    I always emailed this website post page to all my friends, as if like to read it then my friends will too. Dewa Poker http://feraripoker.com/

    Reportar
  • Enlace al Comentario poker Online Miércoles, 24 Febrero 2016 05:36 publicado por poker Online

    Can you tell us more about this? El colecho con niños con necesidades especiales es una cuestión de seguridad I'd care to find out some additional information. and you can read my article about poker Online http://feraripoker.com/

    Reportar
  • Enlace al Comentario Belén Martes, 12 Enero 2016 16:09 publicado por Belén

    Gracias por compartir tu mala experiencia en el hospital, es una pena que los propios profesionales aprovechen un espacio con los padres para transmitir ideas erróneas

    Reportar
  • Enlace al Comentario Izas Domingo, 10 Enero 2016 22:15 publicado por Izas

    Ay! Te leo y...me veo! Nosotros empezamos a practicar colecho por obligación porque Hugo tenía un reflujo horroroso. Lo metíamos en la cama encajado en la almohada de lactancia. Digo encajado porque pesaba 1.980gr cuando vino a casa. Entonces no sabíamos que tenía SWH. Cuando el omeprazol entró en nuestras vidas, volvió a su cuna, que estaba en nuestra habitación junto a la cama. A los 11 meses sufrió su primera crisis epiléptica, le duró 3 horas. Gracias a Dios, esa noche, por alguna razón, le dije a mi marido que lo metiera en la cama entre los 2. Gracias a esa casualidad, ese instinto o como lo queramos llamar, pude notar que no estaba bien y pedir una ambulancia. Desde entonces, nuestro dormitorio se ve muy parecido al vuestro y...la verdad es que no sé hasta cuando. Me encanta dormir a su lado, pero me entristece pensar que quizá nunca pueda salir de aquí. Soy pro crianza con apego, porteo y colecho, pero toda etapa debería de tener un fin para seguir avanzando. Ojalá algún día nuestros peques puedan "independizarse" a su propio dormitorio. Un paso tan natural y pequeño como es cambiar al niño a su habitación, para nosotras es un paso de gigante que significa tantas cosas...

    Reportar
  • Enlace al Comentario maría Domingo, 10 Enero 2016 15:48 publicado por maría

    viva el colecho!! nosotros también lo practicamos, no por seguridad como en tú caso, pero sí por placer! nos encanta dormir a los tres juntitos.
    Lástima que aún haya profesionales de la salud como aquella psicóloga que os dio la charla

    Reportar

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.